Reformar una casa: trucos y consejos

Muchas personas que necesitan reformar una casa consideran que esta tarea conlleva mucho tiempo y preocupación. Sin embargo con una planificación cuidadosa y teniendo muy claro la reforma que queremos realizar podemos sacarla adelante con éxito y muy poco esfuerzo. Las pautas a seguir para ello son las siguientes:

10 consejos para reformar una casa

1.-Hemos de tener muy claro el tipo de reforma que queremos hacer, si va a ser integral o solo de una parte de la casa. Si la casa es muy vieja es preferible abordar previamente la reforma de la instalación eléctrica y renovar las tuberías y conducción del agua y después seguir con el resto de la reforma.

2.-Debemos planificar la tarea al detalle, realizando una lista de todo lo que queremos cambiar, para lo cual iremos recorriendo la casa y anotando todos los datos cuidadosamente.

3.-Fija con antelación el presupuesto que vas a destinar a la reforma, con ello evitarás sorpresas desagradables o verte envuelto en un gasto que no puedes asumir una vez hayas empezado las obras.

4.-Debes tener una visión global de la reforma, de este modo conseguirás un resultado armonioso en el que todos los elementos se integren globalmente.

5.-Es esencial que encargues tu reforma a un interiorista profesional. Es un error acudir a empresas de albañilería, dado que las reformas de interiorismo requieren de un proyecto específico que integre el diseño, la obra y la decoración para conseguir un resultado coherente y armónico. Por otra parte, las empresas especializadas en reformas de interiores tienen mayor experiencia para abordar con éxito la rehabilitación de espacios pequeños o de difícil distribución.

6.-Es aconsejable pedir varios presupuestos y valorar no solo el precio sino el servicio ofertado, ya que la mejor reforma es aquella en la que podemos conseguir un resultado de calidad.

7.-Una vez elegido el profesional de interiorismo, debemos efectuar el proyecto que se aproxime lo máximo posible al resultado que queremos conseguir.

8.-Has de valorar el coste de los materiales que vas a utilizar y al elegirlo teniendo en cuenta no solo el precio y los gustos personales, sino también factores relevantes como son el clima, que puede aconsejar optar por unos materiales u otros, así como el espacio concreto en el que los vamos a utilizar, para dar mayor perspectiva de luz y amplitud, según el color o textura.

9.-No olvides nunca tramitar los correspondientes permisos de obras ante el ayuntamiento, que incluirán el pago de la correspondiente tasa. En general este trámite lo realiza la empresa o profesional que realiza la reforma de interiorismo, pero además del trámite has de contar con el coste de la tasa administrativa.

10.-Has de establecer previamente un calendario que sea realista en relación a la envergadura de la obra que te propones realizar.

Con estos sencillos trucos, la reforma de tu hogar puede realizarse de una forma planificada, obteniendo fácilmente el resultado que te habías planteado antes de comenzar. En nuestro hogar cargados de personalidad y buen gusto.

Post your thoughts